Síntomas y signos clínicos de la Esclerosis Múltiple

Síntomas y signos clínicos de la Esclerosis Múltiple

La EM se caracteriza por los denominados brotes, recaídas o exacerbaciones. En el 85 % de los pacientes la enfermedad se inicia con estas recaídas. Tal y como apunta la “Guía Oficial para el Diagnóstico y Tratamiento de la Esclerosis Múltiple” del 2007 de la Sociedad Española de Neurología, el brote es un concepto clínico, que se ha definido como la aparición de síntomas o signos de disfunción neurológica de duración superior a 24 horas o deterioro significativo de síntomas preexistentes que habían estado estabilizados o ausentes durante al menos 30 días tras excluir fiebre o enfermedad intercurrente. Se consideran que se trata del mismo episodio los síntomas que ocurren en el mismo mes. Los brotes representan la actividad inflamatoria recurrente que ocurre en la sustantiva blanca del sistema nervioso central, que afecta a la mielina, los oligodendrocitos y a los axones neuronales. Se denomina fase remitente, latente o estacionaria al período de tiempo libre de síntomas neurológicos entre brotes.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s